EL DETROIT TAMBIÉN TIENE ENFUMBE

price y cespedes

Por Andrés Pascual

Con la euforia de las embajadas y el “reinicio” de relaciones entre la tiranía castrista y Obama, el dueño del Detroit debía tener en cuenta la santería criolla, que cuando dé el primer viaje a la Isla contrate a un babalawo para que se “empape” de conocimientos esotéricos sobre las almas en pena, sus causas y soluciones.

La gerencia de los Marlins inauguró un capítulo especial en Octubre de 1997: vende hasta a tu madre que da mejor resultado…y desbandaron el equipo que horas antes había ganado la Serie Mundial; a Moisés Alou le echaban el champán sobre la cabeza cuando le dijeron que la próxima vez al bate sería con el Houston.

Por cierto, para los que reclaman el Salón para el paisano, el hijo de Felipe, verdadero Héroe de la Serie Mundial de 1997, tuvo los siguientes guarismos: 17 campañas, 332 jonrones, 1287 empujadas .303 de average .369 de embasamiento .516 de slugging y 885 de total. Fildeó para .980… Y NI CUENTA PARA COOPERSTOWN y, lo peor: “nadie lo defiende”.

A la política de mercaderes medievales regresaron los Agujas cuando levantaron la bandera ganadora en el 2003, no sé si antes de que cierren las operaciones de este mes, los “de casa” volverán a las viejas andadas, que no serían sorpresivas.

El que dude de que los Marlins pueden cambiar hasta las sillas del clubhouse, aplica para el capítulo “bobo tan bobo que se chupa el dedo”.

Pero la noticia terrible no son los de Miami, a fuerza de la costumbre nada puede “erizar los pelos” con esta gente; sino el Detroit, que, según rumores, pudieran sacar del club a Yoenis Céspedes y a David Price (foto AMBOS).

Si los jugadores que mencioné son material del mercantilismo que cunde a las Grandes Ligas de una era en que el 90 % de los peloteros pueden considerarse “nómadas”, sería una bofetada al público que se esperanzó, porque, se supone, un jugador que se adquiera para cumplir solamente con una encomienda o, como en este caso, media, es una falta de respeto soberbia, aunque se produzca todas las veces que sean.

Céspedes ha sido una pieza valiosa para los Felinos en el clutch, sin Cabrera por lesiones, de mucha más importancia y Price es uno de los mejores pitchers de ambos circuitos.

Los Tigres de Detroit, si llegaran a ejecutar los cambios que se comentan, no solo abandonan la lucha por el banderín de este año, sino que, a pesar de conocerse como una franquicia veterana y exitosa, de varias apariciones en la Serie Mundial y un grupo más que generoso de nombres en Cooperstown, estarían dando el pasó al vació como otro contribuyente a la degeneración del juego sin contemplaciones.

La integración al grupo traidor contra el juego de los Bengaleses de Gheringer, Cobb, Greenberg o Al Kaline, sin ningún tipo de pena ni consideración ante la historia, es sino otro refuerzo despreciable al batallón del relajo en que han convertido al pasatiempo americano; a fin de cuentas, caras nuevas e inesperadas a la búsqueda de la decadencia con formas nuevas-viejas de influencia, acciones como esa habría que entenderlas como lo que son: parte de la conspiración de grupo de vulgares interesados contra el beisbol.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: