¡CUIDE EL ELOGIO O ASUMA EL RIESGO!

pence estaPor Andrés Pascual

Periodismo es problema, función político-social de alto voltaje capaz de comprometer la capacidad, la responsabilidad y la seriedad del obrero de la computadora; viéndolo bien, es un riesgo y, como tal, se necesita de valor personal y determinación para correrlo y hacerse acreedor de algún mérito. Se toma o se deja…a falta de una sola de las herramientas éticas necesarias para pensar e influir en los demás positivamente, mejor apártese, estudie contabilidad y “chupe tintas” en cualquier oficina.

La función principal del periodista deportivo de opinión es dar su punto de vista sobre el acontecimiento en el ring, en la pista o en el estadio, no limitarse a informar, incluso a describir la acción solamente.

Y no por vanidad de sabio mercachifle, sino por desempeñar el papel de contribuyente obligado a la ampliación del caudal de conocimientos del fanático, para ayudarlo a entender o DESCUBRIR lo que, por sí mismo, no puede. Lo anterior es sagrado en la relación comentarista-lector.

Sin embargo, como todo en estos tan modernos como fraudulentos tiempos, el respetable postulado se fracturó para hacerle espacio a cualquier “escribidor”, que, muchas veces, utilizará más de 5,000 palabras para decir nada interesante ni “sabio” sobre la actividad de la Feria del Músculo que “maltrate” según el turno o asignación.

Por lo general, se comprometerá con quien le simpatice o le pague por encima o por debajo del buró, después, le faltarán la memoria y la responsabilidad para mantener “la opinión comprometida” durante un tiempo generosamente prudencial; entonces, aquel argumento poco convincente y nulo a todos los efectos, pero que contentó a algunos pocos como a sí mismo, será abandonado a su suerte cuando tenga a mano el próximo.

Este tipo de cronista nunca podrá ser oráculo, porque no tienen chispa, obligatoria en la profesión, tampoco son fieles a ellos mismos, así que el pronóstico sobre jugadores o sobre clubes lo confeccionarán después que se desarrollen las acciones o que evolucione el atleta a toda capacidad, cuando no tenga ningún valor la opinión miope, inútil e innecesaria para el público como ayuda de referencia.

El desenfreno hace milagros, por ejemplo, en el boxeo es común que eleven a un novato a las Alturas sin justificación aparente, para, después, en uno de los primeros 9 combates contra alguien de relativa clase y más ring, haya que recogerlo hecho tierra virtualmente, sobre todo en lo moral, porque no pudo o no supo utilizar a favor los errores del oponente.

Los cronistas, se sabe, tienen que escribir, pero debían ser más conservadores a la hora de proponer campeones, jugadores de promesa, incluso victorias en una pelea o en un juego de beisbol.

La Serie Mundial es el enfrentamiento de corta duración en el que más fuego fatuo se divisa y “describe” por ciertos cronistas, sobre todo, las de difícil pronóstico, como la que juegan Reales contra Gigantes, durante el período se escriben maravillas sobre managers o jugadores que, para el próximo entrenamiento, ni recordarán sus nombres, pero los juicios quedan escritos y es ahí donde está el dilema.

Para tales cronistas la historia no existe, por lo que son renuentes a no establecer relaciones temporales, a ver si alguna actuación presente es única o tuvo antecedentes, por ejemplo, el pitcher dominicano Ventura no pidió la bola para hoy, le toca según la rotación, sin embargo, cuando usted lee sobre responsabilidad, compromiso y todo ese andamiaje de heroicidad, le parece que el serpentinero asume voluntariamente un reto que, casualmente, es de vida o muerte.

Con el propio Ventura se está tratando de imponer la idea, como lo manejan, de que tal vez sea el único de su edad que haya asumido un rol protagónico en un juego de alto calibre desde el montículo, olvidando que Ford tenía 19 años en 1950 y Palmer 20 en 1966. Lógico, estos “errores”, que no sé si son tales o con trasfondo virulento, se producen con varios del grupo que escribe en español.

Hace algún tiempo, cuando Phil Gardner dirigío al Houston, un periodista hispano de más demanda entre los editores que entre el público que apenas lo lee, hizo una apología del manager que nadie supo si escribía de Metralleta, como lo nombraba, o de McGraw, después que el individuo no ganó y le dieron 4 patadas por el trasero, jamás ha vuelto a refrescar ese nombre como el dechado de habilidades casi divinas a que hizo referencia.

Por estos días volvió a la carga con Hunter Pence (foto), veterano que llegó a San Francisco luego de paradas en Houston y Filadelfia, un buen jardinero de los Gigantes, que representa para este club lo que Dusty Rhodes o Bill Mueller hace más de 60 años para el mismo con sede en Nueva York, de tal forma supermánica lo describe que ni DiMaggio, es una verdadera vivisección del espíritu del jugador lo que ha hecho.

Hay que considerar que para estos “notarios de la crónica”, la Serie Mundial es, más que un espectáculo para describir y proponer la brillantez individual y colectiva de uno o de ambos clubes, el mejor momento para brillar con sus exageraciones aburridas, que, como el perfume malo, ni para ellos mismos “tiene fijador”.

Algo poco menos divertido de lo que resulta para un pelotero, lindante con la mediocridad, ser elegido al Juego de Estrellas por media campaña buena y verse como “héroe de un solo día” en titulares, porque contribuyó, de algún modo, al triunfo del circuito que representa; o como esos pitchers de poco nivel que, la única vez que estarán en Cooperstown, será porque tiraron un no hit no run y el recinto posee la pelota.

A fin de cuentas, todo en uno, el ningún cuidado del elogio desproporcionado y trasnochado, tiene mucho que ver con lo poco que algunos cronistas respetan al único que lo merece todo, de primera y envuelto en celofán: “el respetable público”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: