EXTRAÑA CONMEMORACIÓN

                                                                  Orestes Miñoso en su Cadillac

Por Fernando Dámaso (blog Voces Cubanas)

Posted on 18 enero, 2012by

Archivo

Por estos días las autoridades deportivas cubanas, y los periodistas que cubren el sector, conmemoran con bombos y platillos el cincuenta aniversario de la eliminación del Béisbol Profesional en Cuba y la creación del denominado Béisbol Revolucionario.También se habla del paso de la Pelota Esclava a la Pelota Libre. Debo aclarar, para quien no lo sabe, que aquí a este deporte se le llama indistintamente béisbol o pelota. Como muchas veces las palabras se utilizan por conveniencia, no teniendo en cuenta su verdadero significado, es bueno precisar algunos detalles.

Archivo

¿Denominar Béisbol Revolucionario al creado, significa acaso que el Profesional era Contrarrevolucionario? En todo caso, lo correcto hubiera sido denominarlo Amateur o Aficionado pero, claro está, no se podía: todos los deportistas eran profesionales, pues sólo se dedicaban a practicarlo a tiempo completo, recibiendo sus correspondientes salarios por ello, aunque al principio, para el engaño internacional, lo cobraban por nóminas de centros de trabajo, donde nunca hicieron acto de presencia. Fue una práctica común en los países socialistas, para decir que todos sus deportistas eran amateurs o aficionados, y poder presentarlos a las competencias internacionales, con una clara ventaja sobre los verdaderos amateurs o aficionados. Aquí aún se mantiene, aunque los sueldos ahora se pagan directamente por el INDER (Instituto Nacional de Deportes, Educación Física y Recreación). Es una suerte que a ningún dogmático se le haya ocurrido denominarlo Béisbol Marxista. ¡Tal vez hasta fue propuesto!

Lo de Pelota Esclava y Pelota Libre merece un párrafo aparte. En la denominada Pelota Esclava existían equipos (clubes) que tenían propietarios (Habana, Almendares, Cienfuegos, Marianao, en la Liga Nacional, y Cubans Sugar Kings, en la Triple A), quienes contrataban a los mejores peloteros para integrarlos, pagándoles sustanciosos salarios, que les permitían disfrutar de un alto nivel de vida, con casa propia, automóvil, viajes, etcétera. Además, el pelotero firmaba contrato con el equipo que más le convenía, tanto de la Liga Nacional como de las Ligas de otros países, incluyendo la Triple A y las Grandes Ligas, sin límites para su desarrollo y prosperidad. Viajar y residir donde quisiera, dependían de su voluntad. En la denominada Pelota Libre, el deportista pertenece al INDER, quien lo ubica en un equipo u otro según sus intereses. No está autorizado a jugar en otros países y menos aún en los Estados Unidos, so pena de ser declarado traidor. Su salario es de miseria, comparado con el de los peloteros de otros países, y las condiciones de transportación, alojamiento y alimentación para efectuar los juegos, son precarias, lo cual ha sido hasta señalado por la prensa deportiva oficial en diferentes ocasiones. Su máximo techo como atleta lo alcanza al integrar el equipo Cuba, para competencias de carácter internacional, siempre y cuando reúna las condiciones políticas e ideológicas requeridas. Su vida deportiva termina en la Serie Nacional, cuando lo jubilan para dar paso a deportistas más jóvenes. Esto limita sus posibilidades reales de alcanzar un lugar en la historia mundial del béisbol, pues su actuación, aunque participe en eventos internacionales, es eminentemente nacional, donde no existe ni siquiera un Hall de la Fama. Imaginémonos, por unos segundos, que los grandes astros del fútbol mundial, sólo pudieran jugar en sus países y con equipos nacionales. ¡Este absurdo se mantiene en el béisbol cubano!

Para terminar preguntaría: ¿Cuál es en realidad la Pelota Esclava y cuál es la Pelota Libre? Como se ve, no se le puede hacer mucho caso a todas las palabras que se dicen y escriben.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 441 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: