ESPN Y UNA ACUSACIÓN PELIGROSA

Por Andrés Pascual

En el periodismo se considera serio al cronista que cumpla varios requisitos como objetividad, balance y fiabilidad en la fuente si se trata de una información, para lograr la última se necesitan tres proveedores seguros, nunca chanchulleros, que es sinónimo de chismosos.

Las cadenas grandes como ESPN, supuestamente, deben mantener el nivel de responsabilidad que, además del dinero que invierten los dueños, les pone la figura numérica del rating más lejos que la luna.

A mi modo de ver, para ser nacional de un país hay que haber nacido en el mismo, pero en el deporte está de moda, entre hispanos sobre todo, apropiarse de la ciudadanía de un individuo que tiene familiares nacidos en el “nuestro” para presentarlo como propio, o con la fórmula “cubano-americano o méxico-americano”, eso es una aberración y solo se reclama con los triunfadores, nadie quiere a un abusador de menores ni a un criminal en masa en la familia ni si nació en el país. Duela o no, es un complejo de inferioridad, tal vez por tal razón, a finales del XIX, José Martí escribió en el ensayo Nuestra América “Nuestro vino, de plátano y, si sale agrio, es nuestro vino”.

En los 50´s, uno de los Estatutos de la Serie del Caribe aclaraba que ningún jugador con antecesores nacidos en Puerto Rico, pero nacido en Estados Unidos, podía jugar en el evento como “nativo” de Borinquen, la modificación se hizo a instancias de la influencia cubana para permitirle a Jim Rivera que reforzara a los Criollos de Caguas.

Luis Ignacio Ayala, relevista de los Orioles de Baltimore, está acusando a ESPN como “chanchullera” porque informaron, a través de una entrevista que nunca se efectuó, que el pitcher se había referido a la posible participación del estadounidense Adrián González a un torneo internacional representando a México, en tono ácido y poco amistoso, también que Ayala les había expresado que “Adrián no es nadie para tomar las decisiones en la confección del equipo nacional al venidero mal llamado clásico”, incluso, muchos periodistas que comentaron sobre el particular, sugieren que el relevista desentonó contra otra personalidad dirigente del deporte mexicano, el Teniente Coronel Alonso Pérez.

Como que el pitcher “le puso la mesa” a la cadena y nadie responde con la cinta y las declaraciones hechas, pues hay que darle todo el crédito a Ayala.

Es una falta de respeto, una alternativa inmoral que sucedan estas cosas en medios que tienen todo el apoyo popular en el mundo porque, precisamente, nadie les cree capaces de semejante desatino.

Lo que se hace necesario es conocer la razón por la que han agredido así al serpentinero, que alguna, por supuesto que sucia, han de tener.

Esa cadena debe botar a quien barrió el piso con ella a través de comentarios bajos, increíbles de que puedan ocurrir en ESPN y excusarse a su nombre con el mexicano, a ver si se recuperan del knock down que le propinó uno de los suyos con un golpe bajo a la seriedad obligatoria para este negocio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: